El eclecticismo de Mercedes DeBellard, en pantalla gigante

Aunque se considera una artista ecléctica, lo cierto es que su obra está plagada de retratos. La ilustradora Mercedes DeBellard, de origen jienense pero actualmente asentada en Madrid, inició su carrera dibujando seres femeninos, ‘dulces y un poquito picantes’, como ella misma los ha descrito en alguna ocasión; a los que últimamente se han sumado personajes del mundo del cine y la televisión, por encargo de sus clientes.

Tras estudiar la carrera de Bellas Artes, en sus comienzos compaginaba su trabajo de camarera con su afición al mundo de la ilustración. Algo a lo que finalmente ha podido dedicarse de lleno.

Si hay algo que predomina en su trabajo es el poder de la mirada de todos los protagonistas de sus retratos. Una mirada que atrapa y que denota un gran realismo a cada pieza.  Pero DeBellard no solo representa en su obra a seres humanos. Los dibujos de animales han sido otro de sus grandes descubrimientos en cuanto a temática.

Si bien en sus inicios solía utilizar solo grafito y acuarela, con el paso del tiempo ha ido añadiendo nuevas técnicas a su trabajo y reconoce que le ido cogiendo gustillo al mundo digital.Durante el mes de agosto, parte de la obra de esta fan del cine de Miyazaki («adoro su estética y sobre todo los valores que transmite. Mi sueño sería hacer cosas así algún día») podrá verse en las pantallas gigantes de Callao City Lights de la mano de Yorokobu.

Alquiler de espacios para eventos publicitarios en Madrid